To The Queen (1599)

Poesía

Se trata de un poema de 18 versos presuntamente leído por el propio William Shakespeare ante la reina Isabel I de Inglaterra el 20 de febrero de 1599 (en nuestro calendario, 2 de marzo, Martes de Carnaval), en el palacio de Richmond, residencia de los reyes en Londres.

Se especula con que fuese recitado como epílogo de la comedia Como gustéis, tras una representación ante la Corte. Fue descubierto en los años setenta del siglo XX, pero no formaba parte de las recopilaciones oficiales. Según un portavoz de la Royal Shakespeare Company, el texto está escrito en el mismo estilo que el epílogo de la comedia anterior Sueño de una noche de verano. La edición de las Obras Completas de la RSC lo incluye desde 2007, pero la de la Universidad de Oxford lo omite.

El texto original del poema es el que se reproduce en esta imagen:

Y la traducción al castellano de Mirta Rosenberg es ésta:

Como la aguja del reloj que da otra vez
las mismas horas que marcaba ayer,
vuelta a empezar desde el final
en su recuento circular,
rogamos, poderosa soberana,
que cual reloj, cada mañana
lideres las sesiones del consejo
volviendo nuevo lo que es viejo,
que quien hoy es apenas un infante
de lengua incierta y balbuceante
cada Cuaresma se incline en reverencia,
como lo estoy haciendo yo, en tu presencia,
que los retoños de estos caballeros
que hoy te sirven como consejeros,
puedan ver con sus ojos, cuando peinen canas,
a quien de sus padres fue soberana.
Es mi deseo que deseo bien,
lo consienta el Cielo con un amén.

Lo cual se podría resumir con algo así como “Larga vida a la reina”. No obstante, Isabel murió cuatro años después, a los 69 años.

Respecto a las apariciones cinematográficas recientes del personaje de Isabel I, monarca que da nombre a la época isabelina en la que se enmarca la obra de Shakespeare, hay que destacar las dos espectaculares películas del hindú Shekhar Kapur, con Cate Blanchett (Elizabeth, 1998 y Elizabeth: The Golden Age, 2007). A falta de la prometida tercera entrega, se puede ver una versión de la última parte de su reinado: Elizabeth I (2005), entretenida película de cuatro horas realizada para la televisión, con Helen Mirren en el papel principal.